Connect with us

Politica

Tribunal de Cuentas: “No hay posibilidad de impunidad y tampoco que en el Chaco digital desaparezca un expediente”, aseguró Bogado

La vocal del Tribunal de Cuentas del Chaco, Beatriz Bogado, brindó una serie de aclaraciones respecto de la denuncia por la supuesta pérdida de un expediente que la involucra. “Si alguien hace una denuncia y después corroboramos que fue falsa tiene atenerse a las consecuencias”, sostuvo respecto de la acusación de la fiscal del organismo que realizó la presentación.

Published

on

Ante las versiones del presunto robo o pérdida de un expediente en el Tribunal de Cuentas del Chaco, a raíz de una denuncia presentada por la fiscal de la entidad, Carola Urlich Ferro, CIUDAD TV consultó a la vocal del organismo Beatriz Bogado apuntada en la cuestión por estar involucrada en el documento en cuestión. “Estamos funcionando muy bien, garantizamos que en el Tribunal de Cuentas no hay impunidad para nadie”, remarcó primeramente la funcionaria y aseguró que aún no tuvo acceso a la acusación de la fiscal.

“No hemos tenido acceso a esa supuesta denuncia, no fuimos notificadas las autoridades o la presidenta o la sala en la que trabaja la fiscal. Tampoco hubo un allanamiento, hoy el secretario del Tribunal y el director Jurídico nos dijeron que hubo una constatación policial, producto de una denuncia policial en la cual se apersonó personal de Investigaciones a tomar las huellas dactilares y las acciones propias del procedimiento”, aclaró la vocal del Tribunal.

Bogado reiteró que las autoridades del organismo no tuvieron y agregó que si le llegó a la presidenta, Elda Pértile, una notificación, donde “ella (por la fiscal) menciona que hubo manipulación de expedientes”. “En alguna parte habla de la desaparición de un expediente y hace la relación de que en ese expediente estaría yo involucrada. Es cierto, el 33969 es un expediente por el cual se ha tomado inicio a un juicio de cuentas, eso no pasa ni pasó nunca por mi oficina porque estoy excusada de ese expediente por estar involucrada”, sostuvo Bogado.

En ese sentido, reiteró que “no hay ninguna posibilidad de que el Chaco digital algo se pierda y que impida el ejercicio del procedimiento jurisdiccional que significa un juicio de cuentas. Se puede perder el papel, pero se reconstruye y para eso también hay normas en el Tribunal que estamos cumpliendo a rajatabla, porque si no lo cumplimos nos imponemos algún tipo de denuncia”, insistió y apuntó que “así también si alguien hace una denuncia y después corroboramos que esa denuncia fue falsa tiene que atenerse a las consecuencias”.

“No hay posibilidad de ninguna impunidad y tampoco que en el Chaco digital desaparezca un expediente”, subrayó la funcionaria y consideró que la fiscal hizo la denuncia “pensando en que podría correr riesgos la cuestión procesal”. “No hay ninguna posibilidad por la normativa vigente y sobre todo por la voluntad política de los miembros del Tribunal de Cuentas que haya algún impedimento en el accionar de ningún fiscal que interviene en ninguna de las causas, de manera tal que no garantizamos impunidad para nadie”, repitió.

Consultada sobre el expediente en cuestión, Bogado contó que se refiere a acciones realizadas por el Directorio de Lotería Chaqueña en el año 2022, del que ella formó parte en ese entonces por un mes y diez días.  “En este caso, esta contadora era fiscal de Lotería Chaqueña, ella hace una observación cuando yo integraba el Directorio que tiene como consecuencia un juicio de cuentas que involucra también a otros actores continuando la vía jerárquica. La imputación en sí es sobre gastos injustificados por acciones de cortesía y homenaje, tácitamente, atenciones y homenajes que hemos tenido con trabajadores de Lotería que se habían jubilado, estamos hablando de un monto de 780 mil pesos en dos eventos que se hicieron para homenajear a esta partida de trabajadores que tuvieron más de 30 años en el organismo”, detalló.

Sobre la nueva denuncia de la fiscal por la presunta pérdida del expediente de este caso, Bogado despejó “cualquier animosidad política”. Y apuntó a “un encono personal, que desconozco de donde viene”.

Continue Reading

Opinión

Zdero y los Romero: la procacidad de la derecha iletrada

Published

on

Este viernes el gobernador Leandro Zdero decidió tomar posición a favor de la represión policial que tuvo lugar durante la manifestación del 12 de junio en contra de la aprobación de la Ley Bases en el Senado de la Nación.

El problema es que invocó una ley que no existe e ignoró la que está vigente. Como si fuera poco, el jefe de Policía entendió al revés una orden del STJ y decidió que lo estaban invitando a reprimir. Finalmente, un diputado radical presentó un proyecto para respaldar la represión, con un tono tan soez que convierte la confusión en grotesco.

En sus redes sociales, Zdero escribió: “Ley antipiquetes activa en Chaco. Una medida que garantiza el respeto por el derecho de todos los Chaqueños a circular libremente”, junto a un video promocional de la actuación policial durante la jornada en la que se arrojaron gases, se repartieron cachiporrazos y no se cumplió con el protocolo vigente.

La respuesta del periodista Bruno Martínez lo puso en evidencia: “No mienta, gobernador. La Ley Antipiquetes NO EXISTE EN EL CHACO. Lo que sí existe es la ley provincial que estableció un protocolo para la intervención policial en manifestaciones públicas que es la Nº 2399-J, ley que no se cumplió en la represión del miércoles”.

La norma que menciona Martínez es la de “Criterios mínimos sobre la actuación de los cuerpos policiales – fuerzas de seguridad en manifestaciones públicas”, cuyo objetivo fundamental es “el respeto y la protección de los derechos de los participantes”.

El Artículo 1º advierte: “En el cumplimiento de estos objetivos los cuerpos policiales y fuerzas de seguridad conferirán preeminencia a la protección de la vida y la integridad física de todos los involucrados”.

La ley ordena asimismo generar vías de diálogo con los participantes para evitar situaciones de violencia, y la negociación “no podrá estar a cargo de quien conduzca el procedimiento en el plano operativo”. Se trata de identificar las demandas para su debida canalización.

También se prohíbe taxativamente la portación de armas de fuego, y se aclara que “los agresivos químicos o antitumultos sólo podrán ser utilizados como última instancia”. Como lo demuestran los videos de la marcha y las secuelas de los participantes, la Policía entró a los golpes y tirando gases.

LA POSTURA DE LA JUSTICIA

En una movilización que se llevó a cabo el 7 de mayo pasado, luego de otra intervención policial violenta, el Comité contra la Tortura presentó un hábeas corpus ante el Superior Tribunal, cuya respuesta fue contundente, como lo señaló el propio Comité: “La Sentencia 167/24 insta a la Policía del Chaco y al Ministerio de Seguridad del Chaco a cumplir con la ley 2399-J”. Es decir, a no reprimir.

Lo insólito es que el jefe de Policía, Fernando Romero, interpretó la orden del Alto Cuerpo exactamente al revés, y concluyó que al haber “declarado abstracto” el hábeas corpus, los Supremos estaban convalidando la represión. Por eso actuó violentamente desde el primer momento en la marcha de este miércoles.

Entre los manifestantes había representantes de distintos sectores, entre ellos del ámbito académico que también fueron víctimas de los excesos policiales. Al respecto, la Facultad de Arquitectura y Urbanismo de la UNNE manifestó “un profundo repudio contra la violencia ejercida sobre la Mg. Arq. Sandra Fogar, profesora de esta casa de estudios, por parte de las fuerzas policiales que reprimieron la manifestación ciudadana contra la aprobación de la ley bases, en la plaza 25 de mayo de la ciudad de resistencia, realizada el miércoles 12 de junio de 2024”.

Más tarde ampliaron: “Actos como estos nos remontan a las épocas más oscuras de la historia de nuestro país y no se corresponden con el estado de derecho que demanda la convivencia democrática de la sociedad. Velamos para que se recapacite y vele por la salvaguarda del sistema democrático y la convivencia pacífica de la ciudadanía chaqueña”.

En ese sentido, el profesor en Filosofía Dionisio Saavedra abundó: “El profesor de la Facultad de Arquitectura Leandro Zdero, actual Gobernador del Chaco, mandó a reprimir a su colega, la arquitecta Sandra Fogar. La Facultad de Arquitectura repudió el hecho”, e ironizó: “El decano de la alta casa de estudios y titular de la cátedra donde Zdero desarrolla su labor docente, le hizo escribir mil veces en el pizarrón: ‘No debo recurrir a la violencia, debo desarrollar un programa de gobierno’”.

TUITEROS EN EL RECINTO

Para convertir el trágico cachivache político en un desaguisado institucional y consagrar la obscenidad, el diputado radical Francisco Romero Castelán sumó su repudio a la participación de algunos legisladores en la marcha.

Como si estuviera en una reunión de ‘chisperos’ un sábado a la noche, escribió en el Artículo 1º de su Proyecto de Resolución: “Expresar PREOCUPACION por el accionar de los Diputados Provinciales que invocando su investidura legislativa, ostentando pañuelo verde y título de diputade ejercieron violencia institucional contra la Policía del Chaco…”.

La utilización del agravio en el texto de una norma de la Cámara de Diputados del Chaco es toda una novedad en la rica tradición parlamentaria de la provincia, y además de exponer la falta de preparación técnica y sentido de la prudencia del legislador, lo deja al borde de una demanda por injurias. Sus fueros no lo inmunizan de la estupidez.

El propio Reglamento Interno de ese Poder establece que “Los proyectos de ley o de resolución no deberán contener los motivos determinantes de sus disposiciones, las que deberán ser de un carácter rigurosamente preceptivo”. Claramente hacer referencia a sus pares “ostentando pañuelo verde y título de diputade” está lejos de ser “rigurosamente preceptivo”.

El Manual de Técnica Legislativa, por otra parte, recomienda: “Deben evitarse enunciados carentes de significado normativo tales como: recomendaciones, expresiones de deseo, motivaciones, previsiones, auspicios y similares”. Huelga decir que el proyecto de Romero Castelán, más que función normativa, tiene función tuitera. Tuitera bien de derecha.

 

Cristian Muriel

Continue Reading

TENDENCIAS

Copyright © 1998 FUNDACION GRUPOCLAN prensagrupoclan@gmail.com