Connect with us

Politica

Lousteau le propuso al peronismo blindar artículos con dos tercios para que Diputados no pueda revertir los cambios

Durante la visita de Carlotto, la senadora Sapag manifestó su impotencia porque Diputados podría revertir los cambios del Senado. El radical y Kueider propusieron la fórmula de 48 sobre 72.

Published

on

 El senador radical Martín Lousteau propuso al peronismo que se junten dos tercios para modificar el artículo 3 de la ley ómnibus que le permite al Ejecutivo disolver organismos públicos.

En medio de la reunión informativa donde exponían referentes de organismos de derechos humanos como Estela de Carlotto, Lousteau sugirió blindar con la mayoría especial ese artículo para incluir el Banco Nacional de Datos Genéticos en la nómina de entidades que el gobierno no pueda tocar, así como los trabajadores del INTI u otras áreas pelearon por evadirse de eventuales definiciones de Javier Milei durante el debate en Diputados.

El presidente de la UCR sostuvo que «al artículo 3 algunos queremos modificarlo completamente porque no nos gusta cómo está escrito, otros querrán sumar institutos u organismos a la lista, otros lo votarán totalmente en contra».

«Si la preservación de estos organismos la ponemos en un artículo aparte, lo vamos a poder votar por más de dos tercios y eso va a querer decir que no se va a poder modificar en Diputados», se sinceró Lousteau delante del oficialismo y el resto de las bancadas.

 

El entrerriano Edgardo Kueider llevó el planteo más lejos y encendió las alarmas de los libertarios en Casa Rosada. «En el caso de Unidad Federal, nosotros estamos proponiendo modificaciones en muchos artículos, seguramente va a haber un criterio amplio para aprobar por dos tercios una cantidad de reformas, como por ejemplo en el RIGI», aseguró.

El entrerriano Edgardo Kueider.

 

La intervención de Lousteau se produjo después que la senadora neuquina Silvia Sapag, visiblemente conmovida frente a la preocupación de que el gobierno liquide el Banco Nacional de Datos Genéticos, asumiera que «no alcanzan los votos». Miembro del interbloque de Unión por la Patria (UP), la legisladora preguntó: «¿Dónde van a quedar esos datos si es que no se rechaza la ley? Quiero ser sincera, Estela, nosotros somos 33 en nuestro bloque y los 33 la vamos a rechazar porque ningún articulo es bueno».

 

Sapag, cuyos hermanos menores fueron militantes montoneros asesinados durante la última dictadura, lamentó la impotencia para rechazar o reformar la ley de manera tal que Diputados no insista con la versión que ya tiene media sanción. «Si tocamos uno, reformamos uno o hacemos hincapié en alguno, no alcanzan los votos», dijo, y agregó: «nosotros deberíamos reformar por los dos tercios, si es que vamos a reformar y no vamos a rechazar».

 

LPO ya informó que el peronismo evaluaba sumarse tácticamente a alguna de las modificaciones del articulado en particular por la positiva, a pesar de rechazar la ley en la votación en general, con el propósito de evitar que los diputados insistan con el expediente que validaron el pasado 30 de abril con mayoría simple. Sin embargo, el macrismo en la Cámara Baja no creía posible que esa maniobra pasara el filtro de los opositores aliados en el Senado, mientras que la secretaria general de la Presidencia, Karina Milei, ya trabajan con Cristian Ritondo y Miguel Ángel Pichetto para coordinar el rechazo del proyecto que vuelva a Diputados y se ratifique el que había obtenido media sanción.

 

Por eso, las declaraciones de Lousteau cayeron como una bomba en el oficialismo. «Recién nuestro presidente de bloque (Eduardo Vischi) dijo que somos 14 y vamos a acompañar, y ahí hay dos presidentes de bloque que suman 33», precisó, y añadió: «son 47 y estoy seguro, porque hablé con otros senadores, que somos más que 48».

 

En ese momento, se dio un intercambio entre el radical y di Tullio, quien le reprochaba que eso daba por descontado que la ley se aprobaría en general. El jefe del bloque de LLA, Ezequiel Atauche, trató de interrumpir la conversación, alegando que ese razonamiento no era una pregunta dirigida a los expositores, pero los senadores no lo escucharon.

 

De hecho, el ex embajador argentino en Washington argumentó que su propuesta era para juntar fuerzas en la discusión por artículos: «podemos encontrar una solución para que por dos tercios se apruebe algo y no pueda ser dado vuelta en Diputados», remarcó.

 

Atauche todavía trataba de sobreponerse al mal trago cuando Kueider pidió la palabra y pidió al oficialismo que habilite ese debate. Titular de la comisión de Asuntos Constitucionales, el entrerriano formó parte junto a Carlos Camau Espínola y Guillermo Snopek del Frente de Todos hasta principios de 2023 y luego se unió a la cordobesa Alejandra Vigo. Su voz puede ser determinante porque también compuso la mayoría de los 39 senadores que se plegaron a la redefinición de la integración de comisiones que impulsó la vicepresidenta Victoria Villarruel en diciembre pero rechazó el DNU 70/23.

 

Ante el desconcierto de Atauche, el legislador peronista incrementó el desafío: «si hay que votar ahora, capaz que vamos a tener más de dos tercios». «Tal vez algo cercano a la unanimidad», concluyó.

 

Como reveló LPO, Kueider y Lousteau forman parte del grupo de los 8 que trabaja en los cambios para salvar la ley de un fracaso inesperado para el gobierno. Si admitiera el rediseño de su estrategia, un sector del peronismo tal vez apueste a blindar con dos tercios derechos o instituciones que consideran amenazados por el proyecto, aunque esa deliberación resulte sacrílega para el ejercicio de una oposición férrea.

Politica

«se violaron normas constitucionales y de protección a los derechos humanos»

Published

on

El Comité para la Prevención de la Tortura del Chaco mostró su preocupación ante las reiteradas desinformaciones que surgieron desde altos funcionarios del gobierno provincial en relación a la normativa vigente aplicable en manifestaciones y reitera al gobierno de la provincia la necesidad de cumplir con el protocolo que garantiza el derecho a la protesta.

En sendas publicaciones distribuidas en redes sociales, tanto el gobernador del Chaco, Leandro Zdero, como el jefe de Policía de la provincia, Fernando Romero, reivindicaron el desproporcionado operativo policial desplegado el miércoles por la tarde noche en el microcentro de Resistencia, en repudio de la Ley Bases. Mediante un video editado y musicalizado de manera efectista, ambos funcionarios hablaron de la correcta aplicación del “protocolo antipiquetes”. Zdero fue más allá y habló de la existencia de una «ley antipiquetes» que se encuentra «activa en el Chaco».

En este sentido, el Comité para la Prevención de la Tortura recuerda que no existe una «ley antipiquetes». La guía represiva a la que hace referencia tanto el gobernador como Romero, más conocida como “Procotolo Bullrich”, es una resolución del Ministerio de Seguridad de la Nación que ni siquiera es aplicable a las fuerzas de seguridad de la provincia del Chaco y que sólo alcanza a intervenciones de las fuerzas federales.

La normativa que sí es aplicable a las fuerzas del Chaco es la Ley 2399-J, la cual regula la intervención policial en manifestaciones públicas. En la misma, se determina que son “objetivos fundamentales de los cuerpos policiales y fuerza de seguridad que actúen en concentraciones o manifestaciones públicas, el respeto y la protección de los derechos de los participantes. En el cumplimiento de estos objetivos los cuerpos policiales y fuerzas de seguridad conferirán preeminencia a la protección de la vida y la integridad física de todos los involucrados”. Además, se establece con claridad que el uso de la fuerza debe ser la última instancia y solo si hay peligro para la vida de las personas.

En la manifestación realizada el miércoles, en los alrededores de la Plaza central de Resistencia, la Policía incumplió el protocolo vigente obstaculizando el derecho a la protesta y la circulación de los manifestantes. No había ambulancia o sistema de emergencia cerca del lugar de los hechos, ni tampoco interlocutor para el diálogo. Se utilizaron gases lacrimógenos sobre personas desarmadas, que se manifestaban de manera pacífica, haciendo un abuso de la fuerza. Los uniformados, además, estaban armados.

A la desinformación del video oficial que se hizo viral, se le sumó una suerte de gacetilla de prensa que envió el propio jefe de Policía a los medios locales. En la misma, el máximo responsable de la Policía del Chaco se dedicó a tergiversar los alcances de un fallo trascendental del Superior Tribunal de Justicia del Chaco en el cual se instaba al Poder Ejecutivo a cumplir con la Ley 2399- J y garantizar así el derecho a la protesta social, tras la acción de hábeas corpus colectivo presentado por el Comité para la Prevención de la Tortura luego de que la Policía del Chaco impidiera una movilización pacífica el 7 de mayo.

En su libre interpretación, Romero aseguró que el STJ declaró abstracto dicho habeas corpus “atento a no haberse acreditado restricción alguna a las libertades individuales por parte de la Policía del Chaco, como así tampoco violación a las normas constitucionales y de protección a los derechos humanos”.

Sin embargo, la sentencia no dice eso. Los jueces Víctor Del Río, Emilia Valle, Alberto Modi, Iride Grillo y Néstor Varela declararon abstracto el planteo porque la manifestación fue efectivamente interrumpida por la policía, y no por un supuesto correcto accionar policial.

Más allá de eso, el STJ sostuvo que “aunque no exista amenaza actual e inminente de que en el futuro se violente la libertad ambulatoria e integridad física de las personas con motivo del ejercicio de sus derechos constitucionales, consideramos corresponde hacer saber a las autoridades requeridas que deberán dar cumplimiento a la ley 2399 – J de criterios mínimos sobre la actuación de las fuerzas de seguridad en manifestaciones públicas, debiéndose garantizar la adopción de las medidas necesarias y conducentes para evitar actos de violencia y preservar la seguridad de las personas y el orden público, las que, en virtud del principio de razonabilidad tendrán que ser proporcionales, de acuerdo a las circunstancias fácticas y los fines perseguidos”.

Continue Reading

TENDENCIAS

Copyright © 1998 FUNDACION GRUPOCLAN prensagrupoclan@gmail.com