Connect with us

Hi, what are you looking for?

Politica

El peronismo post Mundial: las internas recrudecieron después del acto de celebración de Alberto

Las internas dentro del Frente de Todos recrudecieron después del acto de celebración del jefe de Estado por los tres años de su presidencia

Las ausencias no fueron suficiente ilustración de la bronca que desató en casi todos los sectores del peronismo, el festejo de Alberto Fernández por los tres años cumplidos de mandato. El kirchnerismo, por supuesto, pero también los gobernadores, buena parte de los barones del conurbano y el sindicalismo más poderoso, se enfurecieron con el presidente.

De hecho, ocurren cosas por estas horas, que son difíciles de creer. No es la oposición la que opera para que Fernández no obtenga una foto con la Selección de Lionel Messi a su regreso de Qatar. Es el kirchnerismo, que aprovecha el vínculo de una de sus máximas figuras con el titular de la AFA, Claudio “Chiqui” Tapia, para exigirle que “ni se le ocurra” facilitar ese encuentro.

“No es que vaya a ganar nada, la foto sería simplemente ridícula y crearía más indignación que beneficios políticos, pero no puede darse el gusto este mamarracho”, dice un legislador, extrañamente oficialista.

Es cierto, el albertismo lo va a intentar, lo está intentando, quiere esa foto. Según algunas fuentes con acceso al plantel, se produciría la misma respuesta que tuvo luego de la obtención de la Copa América 2021. No quieren saber nada con la política, no quieren foto, ni balcón de la Rosada.

Incluso, algunas declaraciones de determinados jugadores, como Emiliano “Dibu” Martínez, sobre la mala situación social en el país, fueron tomadas por el gobierno, como una señal muy negativa para obtener esas imágenes que tanto desea, la voluntad manifiesta del plantel de que no haya foto.

Hasta los gobernadores le dieron la espalda 

 

Más allá del fútbol, ninguno de los gobernadores aceptó asistir a la fiesta del cumpleaños del mandato de Alberto Fernández. Entre ellos, también hubo indignación por la celebración y algunos contactos mantenidos, dejan clara la decisión de no volver a acercarse al presidente hasta que no se definan los candidatos oficialistas en las PASO de 2023.

Las internas dentro del Frente de Todos recrudecieron después del acto de celebración del jefe de Estado por los tres años de su presidencia

Las internas dentro del Frente de Todos recrudecieron después del acto de celebración de Alberto Fernández por los tres años de su presidencia

 

El albertismo vive además una sensación dual respecto a los números de la inflación y el eventual éxito de Sergio Massa en el control del nefasto fenómeno. Por un lado, creen que la desaceleración puede beneficiar al presidente, pero por otro, temen que esa reducción, si se hace tendencia, termine alentando la candidatura del hombre de Tigre para el año que viene.

“Lo que pasa es que, si evita una crisis social y encima baja la inflación, puede modificar su estrategia y decidir postularse en 2023. Tiene un manejo de los medios que puede llevar a la gente a creer que todo lo bueno se debe a su gestión, y en una primaria a Alberto lo destrozaría, porque el kirchnerismo cerraría filas con él”, dice una de las pocas fuentes cercanas al presidente que andan quedando.

¿Cuál será la estrategia de Massa?

 

Dentro del Frente Renovador empieza a “picar el bichito” de empujar a Massa a adelantar los tiempos respecto de su estrategia de dejar pasar esta elección y candidatearse en 2027. “Pará, porque si esto se consolida, es lo único que nos faltaba hacer bien (se refiere a la baja el número de la inflación), y todavía faltan unos cuantos meses. Sergio es el único, además, que puede quedarse con votos blandos del PRO, ojo, no descartemos nada”, dice entusiasmada la referente massista.

El ex intendente de Tigre está decidido a no perder la próxima elección, menos, escandalosamente. Pero en un espacio sin candidatos, el que evitó la catástrofe y si logra 4 o 5 meses de descenso del número del peor de los indicadores del gobierno, empieza a transformarse en opción.

“Obviamente, cualquier candidato del espacio, va a llevar la mochila del fracaso de Alberto. Pero la gente ya sabe que Sergio no es Alberto, en realidad nadie es Alberto. Si hubiese un apoyo claro de Cristina, se contaría con esa base electoral del 20%. Una mejora en los indicadores que relaje el clima y el rechazo que generan algunos macristas, puede hacer a Massa competitivo, y perder sin papelón es otra cosa, es tolerable, puede ser una plataforma de lanzamiento también”, dice otro massista.

El ministro de Economía seguirá gestionando y difundiendo y luego decidirá. Su negativa no parece ser hoy, tan cerrada como hace dos meses. Lo que busca es una base firme. “Ya fue candidato, ya sacó el 20%, eso no podemos repetirlo”, explican en su entorno, “ahora, rondar un 40% ya es otra historia, incluso cuando no se gane, lo transforma en el líder indiscutido del peronismo de cara a 2027, porque hoy nadie puede sacar ese número, le daría un capital enorme, pero hay que esperar”, explica la fuente.

Dentro del Frente Renovador empieza a

Dentro del Frente Renovador empieza a “picar el bichito” de empujar a Massa a adelantar los tiempos respecto de su estrategia

 

Es cuestión de tiempo, pero a estas alturas, la única esperanza de, al menos estar cerca de retener el poder y de contar con una fuerza legislativa considerable, es Massa y no el festivo solitario Fernández.

También Te Puede Interesar

Espectaculos

La participante bloqueó la puerta con algunos muebles para que nadie pasara, pero él insistió con que tenía una urgencia.

Deportes

“Ojalá, dios quiera tener a Otamendi en River. Lo recibiremos con los brazos abiertos”, fueron las palabras de Franco Armani en conferencia de prensa luego del...

Espectaculos

Coti Romero de Gran Hermano (Telefe) fue una de las invitadas al ciclo A la Barbarossa (Telefe) y su paso por el programa de chimentos no pasó desapercibido gracias...

Deportes

Finalizó la fecha 1 de la Liga Profesional de Fútbol en la que varios clubes debutaron como local. River Plate recién lo hará en 13 días: el equipo...