Connect with us

Hi, what are you looking for?

Economia

Tras la suba de tasas, llegó a la calma a los dólares paralelos: ¿puede volver el carry trade?

Analistas creen que la nueva tasa ayudará, transitoriamente, a mantener tranquilos a los dólares libres. ¿Se puede obtener una ganancia de este escenario?

El dólar blue bajó este viernes12 de agosto 2 pesos y cerró a $295, en tanto que los dólares financieros -contado con liquidación y MEP- registraron un comportamiento dispar como reacción a la fuerte suba de tasas de interés que implementó en la víspera el Banco Central.

Los analistas plantean que la suba de las tasas de interés traerá algo de calma a los dólares paralelos pero advierten que será “temporaria” y que no aplaca las expectativas de devaluación del tipo de cambio oficial, ya que la entidad monetaria sigue sin anunciar medidas concretas de ajuste fiscal y que permitan acumular reservas.

De hecho, volvió a postergarse este viernes, por segunda vez, el anuncio del detalle de la segmentación de tarifas y recorte de subsidios, que es una de las medidas que estaba orientada a dar una señal de ajuste fiscal.

En el mercado también hay inquietud porque aún no se designó al viceministro de Economía, funcionario que en la práctica será quien maneje la macroeconomía del país. Al respecto, el analista financiero Franco Tealdi comentó que “preocupa porque si había algo positivo en la designación de Massa, era que se entendía que este tendría mayor peso político y, por lo tanto, cierta independencia a la hora de gestionar y nombrar sus funcionarios”.

Hace una semana había trascendido que ese puesto lo ocuparía el economista Gabriel Rubinstein, pero luego circularon rumores de que “no recibió la venia política”.

Dólares paralelos: alivio acotado y transitorio

 

Si bien el blue bajó este viernes $2 pesos con respecto al jueves en respuesta a la suba de tasas, en la semana acumuló un alza de $2 y la brecha respecto al dólar mayorista oficial, que finalizó en $134,59, se ubicó en 119,2%. En tanto, la suba de tasas tuvo un impacto acotado en los dólares financieros.

Tras suba de tasas, el dólar blue bajó pero las divisas financieras se mantuvieron prácticamente estables

Tras suba de tasas, el dólar blue bajó pero las divisas financieras se mantuvieron prácticamente estables

 

El contado con liquidación (CCL) retrocedió este viernes a $285,53 (frente a los $286,28 de la jornada anterior), mientras que el MEP (Mercado Electrónico de Pagos) avanzó a $280,20 (contra $277,24 del jueves).

Los analistas aseguran que la suba de tasas es una medida en la dirección correcta ante la aceleración de la inflación, que en julio fue de 7,4%, la cifra mensual más elevada en 20 años, desde abril de 2022. Y sostienen que ayuda a mantener en calma a los dólares alternativos pero por un corto plazo, por lo que si no hay medidas de fondo creen que las presiones cambiarias resurgirán.

Pablo Repetto, jefe de research de Aurum Valores, opinó que “la suba de tasas llega tarde y genera bastante incertidumbre por el costo cuasifiscal que va a implicar, puede dar cierto respiro momentáneo (a los dólares) pero los problemas están claramente en otro lado, la situación fiscal es la que manda”.

“Puede ayudar a cierta calma temporaria pero es todo muy precario”, sentenció.

Tealdi evaluó que “la reacción era la esperada, no preveíamos un desplome del dólar solo con un anuncio de tasas. La reacción es de cautela y prevemos que siga así de no haber novedades más allá de lo ya anunciado”.

También Emiliano Anselmi, líder del equipo de macroeconomía de PPI, resaltó que la suba de tasas de 950 puntos básicos fue “la más fuerte en tres años, desde la PASO de 2019, pero los dólares financieros no reaccionaron mucho a la baja sino que se mantuvieron estables, por lo que habría que preguntarse qué habría pasado si no hubiera llegado este aumento de tasas”.

Tras la suba de tasas, llegó a la calma a los dólares paralelos: ¿puede volver el carry trade?

 

Con la misma mirada, el analista financiero Christian Buteler esgrimió: “Massa anunció que va a cumplir con el déficit fiscal de 2,5% del PBI pero el mercado quiere ver las medidas. Yo puedo decir que quiero adelgazar, pero ¿cuál va a ser el plan de comidas, los ejercicios?.

Faltan esas medidas y el hecho de que los dólares no hayan bajado más es en parte por eso”. A su criterio, los dólares financieros “tienen lugar para seguir bajando pero si no muestra el plan con el cual piensa cumplir lo anunciado, se hace difícil con un Gobierno que no tiene credibilidad”.

Por su parte, Tobias Pejkovich, analista de Facimex Valores, estimó que “en el corto plazo podría extenderse la estabilidad del tipo de cambio implícito en los activos financieros, ya que su valuación volvió a estar alineada con las variables nominales de la economía, el contexto global está mejorando en el margen y esta semana el BCRA profundizó el endurecimiento monetario”.

Asimismo, el analista Gustavo Ber destacó que “la fuerte suba en la tasa está contribuyendo a extender la calma de los dólares financieros”. No obstante, el experto aseguró que “los inversores aguardan progresos desde el frente fiscal y la acumulación de reservas, dentro de un plan integral que permitan aspirar al menos a una estabilización”.

Dólares estables y tasas altas: ¿puede volver el carry trade?

El carry trade, operatoria que implica desdolarizar posiciones para pasarlas a pesos en tasas altas y luego de obtenidos los intereses volver al dólar, aparece otra vez en el escenario financiero.

Fernando Baer, economista jefe de Quantum Finanzas, señaló que “la suba de tasas va en la línea correcta, aunque pone en foco el problema de pasivos remunerados del BCRA, y su incidencia sobre la expansión monetaria en contexto de débil demanda de dinero”.

El mercado prevé que la tasa ayuda a calmar los dólares libres pero el efecto es de corto plazo si no hay medidas concretas

Analistas dicen que la suba tasa ayuda a la calma cambiaria pero el efecto es de corto plazo si no hay medidas concretas

 

En este marco, Baer dijo que para algunos inversores “puede ser atractivo el carry trade” pero alertó que “en la medida que no se definan el resto de las políticas dentro del programa económico, es peligroso”.

En sintonía, Tealdi manifestó que “nuestra recomendación siempre para perfiles conservadores es mantener la posición en su mayoría dolarizada”, ya que “no hay ningún cambio de fondo, no hay plan integral que cambie los fundamentals de la economía, nada que permita la entrada genuina de dólares y que achique el déficit fiscal”.

Y remarcó: “Es solo una movida de tasas para patear el problema, por lo tanto no apostaría al carry trade de manera agresiva bajo este escenario”.

Anselmi aseguró que “el carry trade se volvió más atractivo pero hay muchos inversores que siguen temerosos a la volatilidad de la situación y por eso no se animan a desarmar sus posiciones en dólares para poder acceder a tasa en pesos; además cuando la zanahoria es tan grande, cuando las tasas efectivas anuales (TEA) llegan al 90% o 100%, de alguna manera se empieza a desconfiar”.

A su vez, el economista Federico Glustein opinó que “la tasa no motiva al carry trade ya que la estabilidad es transitoria y no hay stock de divisas para garantizarla”; “argumentó, y  acotó que “todavía el mercado espera un armado mayor para acaparar en pesos”.

Por su parte, Pablo Waldman, estratega de Inviú juzgó que la suba de la tasa a 69,5% “colabora más a que el dinero que ya está puesto a tasa en el sistema continúe renovando posiciones”.

Por la suba de tasas, algunos analistas ven atractivo el carry trade, otros creen que es riesgoso

Por la suba de tasas, algunos analistas ven atractivo en hacer carry trade, pero otros creen que es riesgoso

“Pero incluso tras el fuerte ajuste, la tasa continúa siendo negativa en términos reales. Y persiste la incertidumbre sobre medidas económicas de fondo, trabajar solo desde la tasa puede no resultar suficiente” para fomentar el ahorro en pesos, expresó.

Para Ber, la subas de tasas, tanto del BCRA como la que convalidó el Tesoro en su última licitación de deuda, actúan como un imán para atraer operadores de corto plazo tentados por usufructuar de un nuevo capítulo de la novela del carry-trade, aun cuando se reconoce que una tasa efectiva cercana al 100% anual no resulta sustentable en el tiempo para la economía.

En cambio, Juan Diedrichs, de Capital Market sostuvo que el carry trade aún “no” es atractivo: “con tasas en torno al 80% anual quizás podrían lograrlo, y digo ‘podrían’, dado que el equipo actual del BCRA no genera certidumbre, lleva tiempo corriendo de atrás a la inflación”.

Suba de tasas: ¿aplaca expectativas de devaluación?

 

Waldman planteó que “la suba de tasas es una medida necesaria y en el sentido correcto así como lo fue el recorte de subsidios, pero si no se enmarcan dentro de un plan consistente, difícilmente logren anclar las expectativas de los agentes económicos en lo relacionado a devaluación de la moneda“.

“La recurrente escasez de (reservas) aún en periodos de importantes superávits comerciales marca que hay un problema de fondo en la política cambiaria que se manifiesta, por ejemplo, en una brecha superior al 100%“, fundamentó

Un análisis de FMyA concordó que “la suba de las tasas debería traer algo de calma al dólar paralelo, pero esto no baja las expectativas de devaluación del dólar oficial ya que el BCRA sigue sin tomar medidas contundentes para revertir el desequilibrio, ni en precio del dólar ni algo para conseguir más reservas”.

Ante escasez de reservas, la suba de tasas no aplaca la expectativa de devaluación del dólar oficial, según analistas

Ante escasez de reservas, la suba de tasas no aplaca la expectativa de devaluación del dólar oficial, según analistas

 

Para la consultora LCG, “la pérdida de reservas y la elevada brecha cambiaria son claras señales de que el tipo de cambio se encuentra en un nivel bajo”, y advirtió que “la alternativa a no devaluar es seguir frenando pagos al exterior y diferir la decisión de depreciar el peso hacia el futuro, y mientras más se demore la corrección cambiaria, más costos tendrá“.

Por su parte, la economista Natalia Motyl aseveró que “el mercado hoy está exigiendo medidas cambiarias para frenar la sangría de reservas: algún anuncio que incremente la demanda de activos locales sobre los extranjeros o unifique los tipo de cambios”.

También Te Puede Interesar