Connect with us

Economia

Buscan destrabar el acceso a dólares para comprar propiedades en uno de los peores años de la historia para el sector

Publicado

on

Luego de varias reuniones con funcionarios del Banco Central, los representantes del sector inmobiliario se reunirán este lunes con funcionarios del Ministerio de Hacienda para terminar de definir las alternativas para que las personas que quieran adquirir una propiedad puedan acceder a los dólares necesarios sin restricciones, a pesar de las medidas de control de cambio que entraron en vigencia la semana pasada y que pusieron un tope de USD 10.000 mensuales.

Las negociaciones buscan destrabar las operaciones en el sector inmobiliario, que atraviesa uno de sus peores años. Ya se prevé que el 2019 termine con los peores números de la historia para el negocio inmobiliario, según los datos del Colegio de Escribanos de la ciudad de Buenos Aires. La entidad comenzó a relevar la cantidad de escrituras anuales desde 1998 y estiman que durante este año el mercado estará por debajo de las 30.000 operaciones, una cifra menor a la registrada en 2001 y en los años del cepo cambiario.

 Desde el BCRA ya les anticiparon a las cámaras que la prioridad será destrabar inmediatamente la compra de dólares por encima del tope mensual para los casos de los créditos hipotecarios ya adjudicados

Desde el BCRA ya les anticiparon a las cámaras que la prioridad será destrabar inmediatamente la compra de dólares por encima del tope mensual para los casos de los créditos hipotecarios ya adjudicados y listos para escriturar. Y que luego se implementará un mecanismo de acceso para las compras de primera vivienda o viviendas familiares, menores a 220.000 UVA, unos USD 146.000.

Este mecanismo funcionaría a través de un escribano que elabore un “certificado digital” que encuadre la operación inmobiliaria en gestión, para posibilitar el acceso por parte del comprador al mercado de cambios. Desde el Central, señalaron que solo se admitirá el acceso al mercado cambiario a través de autorizaciones individuales certificadas por escribano y descartaron cualquier otra opción instrumental, según señaló Claudio Caputo, presidente del colegio de escribanos porteños.

El banco recibiría el certificado 72 horas antes del momento de la firma de la escritura y lo transmitiría al Banco Central para su autorización en forma inmediata“, relató Armando Pepe, presidente del Colegio Único de Corredores Inmobiliarios de la Ciudad de Buenos Aires (Cucicba), que destacó la buena predisposición de las autoridades para solucionar el tema.

” Las propuestas que tienen más consenso son las que están dirigidas a destrabar las compraventas de viviendas típicas para los sectores de ingresos medios“, explicó Issel Kiperszmid, vicepresidente de la Camara Empresaria de Desarrolladores Urbanos (CEDU).

 Las propuestas que tienen más consenso son las que están dirigidas a destrabar las compraventas de viviendas típicas para los sectores de ingresos medios

Con todo, desde algunas de las cámaras expresaron preocupación porque consideran que el punto 9 de las medidas comunicadas por el BCRA —que prohíbe el acceso al mercado de cambios para el pago de deudas y otras obligaciones en moneda extranjera al 31 de agosto de 2019—  no contempla los casos de compradores con boletos de compraventa ya firmados. “Hay un tema de seguridad jurídica de los contratos entre privados preexistentes”, indicó Carlos Spina, secretario general de AEV.

La alta devaluación, que no se tradujo en una baja significativa de los precios de las propiedades; la caída de los créditos hipotecarios y la incertidumbre económica y política redujeron las ventas a sus niveles mínimos, con 14 meses consecutivos de caída en la ciudad de Buenos Aires.

En la ciudad de Buenos Aires no esperan superar las 30.000 operaciones en el año (IStock)

En la ciudad de Buenos Aires no esperan superar las 30.000 operaciones en el año (IStock)

¿Por que sería 2019 el peor año de la historia? Hasta el momento, en los primeros siete meses del año, se cerraron unas 18.700 operaciones en la ciudad de Buenos Aires. Sin perspectivas de mejora, no hay chances de superar la cifra de 30.000. Muy lejos del récord de las más de 76.000 operaciones que se registró en 1998.

Según los datos de los escribanos porteños, el período entre 2013-2015 fue el más bajo de la historia del sector. Esos años hubo menos de 40.000 operaciones anuales, con un piso de 33.706 en 2014.

 Sin perspectivas de mejora, no hay chances de superar la cifra de 30.000 operaciones en la ciudad de Buenos Aires. Muy lejos del récord de las más de 76.000 operaciones que se registró en 1998

El período con menor actividad de la serie histórica fue febrero de 2002, unos meses después de la crisis de 2001, con 1.557 operaciones, pero tuvo un rebote inmediato: entre abril y mayo se registraron más de 8.000 operaciones para los que usaban la compra venta de inmuebles como forma de sortear el “corralito”.

Luego de esos meses, la actividad se normalizó con un promedio de entre 3.500 y 4.000 operaciones mensuales. El mejor mes de la serie histórica, en tanto, fue diciembre de 2007, con 8.500 operaciones.

En cuanto a créditos, los mejores registros se dieron en marzo y abril de 2018, con más de 2.200 operaciones concretadas a través de hipotecas. La opuesto se dio apenas un año después, con las escaladas del dólar y la inflación. Actualmente se cierran poco más de 200 operaciones con créditos hipotecarios, un desplome del 90% en comparación con los mejores meses.

Economia

Despegar ajusta y despide 80 empleados en el país

Publicado

on

Por

La firma anunció una reestructuración en la región y ajustará fuerte su plantel de empleados. En Argentina destruirá 80 empleos, en medio de turbulencias para el sector por la crisis económica.

Despegar, la empresa de viajes que pisa fuerte en las ventas “on line”, anunció una restructuración que vincula a un cambio en la industria global de turismo y a una consolidación luego de haber adquirido Viajes Falabella que significó la incorporación de 800 empleados.

En la jornada de ayer anunció la desvinculación de 200 personas sobre una planilla regional de 3.500 empleados. En la filial argentina, con 1.500 empleados, se desvincularon 80 personas que ahora engrosan las filas de los desocupados.

Fuentes cercanas a la empresa atribuyeron este ajuste a un cambio en el que influye la tecnología, el servicio al cliente, los paquetes y los viajes a medida.

“Despegar realizó un cambio organizacional para hacer más ágil su estructura y consolidar su liderazgo en la región”, informó la compañía. En un comunicado amplió que “Despegar es una compañía sólida y entre sus objetivos está tener una estructura adecuada para garantizar el crecimiento a largo plazo en el marco de un contexto macroeconómico y de industria cada vez más desafiante en toda la región”, según informó.

La compañía supone que las desvinculaciones alcanzan un 4% de su plantilla regional y un 5% de su planta local.

En el sector aerocomercial hay otras preocupaciones, que podrían haber tallado en las decisiones de Despegar. La posibilidad de un tipo de cambio “desdoblado” -con una mayor cotización para el dólar turista- es una posibilidad que se comenta entre operadores turísticos.

También las aerolíneas “low cost” están inquietas por la posibilidad de volver a la política aerocomercial del kirchnerismo, que concedió un lugar sobresaliente a Aerolíneas Argentinas.

Ambas situaciones son mencionadas en el sector, aunque se desconoce si podrían haber incidido sobre la decisión de Despegar.

Seguir leyendo

Economia

El dólar oficial se disparó y batió su récord: El blue roza los 70 pesos

Publicado

on

Por

En la semana previa a las elecciones 2019, el dólar tocó un nuevo récord este miércoles al cerrar en $62,37 pese a las intervenciones del Banco Central, mientras el blue se disparó a $69,75.

El billete terminó a un promedio de $58,33 para la compra y $62,37 para la venta sumando $1,04 respecto del martes.

El dólar blue, por su parte, trepó 2 pesos hasta los $69,75.

El Banco Central volvió a perder reservas que fueron insuficientes para frenar la presión alcista.

Seguir leyendo

Economia

El Banco Nación y la Anses financiarán al Gobierno con $32.000 millones para el pago de vencimientos de deuda pública

Publicado

on

Por

A través de una resolución publicada este miércoles en el Boletín Oficial, se dio a conocer que el Banco de la Nación Argentina (BNA) financiará al Tesoro Nacional por $30.000 millones (unos USD 511 millones). Según la explicación del Gobierno, el préstamo se solicitó como parte del Programa Financiero del Ejercicio 2019 y el dinero se utilizará para la cancelación de “servicios de amortización” de deuda pública con vencimiento durante este año.

Además, en otra resolución, se dispuso la emisión de $2.000 millones (unos 34 millones) en Letras del Tesoro en pesos que serán suscriptas por el Fondo de Garantía de Sustentabilidad (FGS). De esta forma, el Banco Nación y la Anses financiarán con $32.000 millones en total (cerca de USD 546 millones) al Gobierno que debe afrontar los vencimientos de deuda que no fueron reperfilados.

Fuentes del ministerio de Hacienda aclararon que se trata de refinanciaciones de vencimientos con esas mismas entidades. “Estas colocaciones son renovaciones de vencimientos intra sector público. Son préstamos para cancelar deuda, incluso con ellos mismos. Antes, la Anses y el Banco Nación participaban de las colocaciones generales, por eso no eran públicas las suscripciones”, indicaron.

Y agregaron que en lo que va del año, el Tesoro le devolvió al Banco Nación más de lo que renovó. “El Banco Nación nos puede prestar al Tesoro solo en función de los depósitos nuestros en el Banco. El FGS solo puede prestarle al Tesoro dentro de sus límites por ley. No es diferente a lo que se hace normalmente”, señalaron. Este mecanismo seguirá sucediendo en las próximas semanas porque hay más vencimientos y renovaciones.

El Tesoro no tiene caja y está recurriendo al Banco Nación como fuente de financiamiento como también a la colocación de títulos a Anses. Por lo general son decisiones compulsivas que responden más a la necesidad del fisco que a la administración del banco o de la Anses”, señaló el economista Guido Lorenzo, de la consultora LCG.

 El Banco Nación y la Anses financiarán con $32.000 millones en total (cerca de USD 546 millones) al Gobierno, que debe afrontar los vencimientos de deuda que no fueron reperfilados.

La operación con el Banco Nación se debió formalizar a través de una resolución conjunta de la secretaría de Finanzas y la secretaría de Hacienda ya que requería varias excepciones porque la legislación vigente no la autoriza directamente. Por ejemplo, la ley 24.156 que regula el Sistema de Crédito Público establece que las entidades de la Administración Nacional no podrán formalizar ninguna operación de crédito público que no esté contemplada en la ley de presupuesto general o en una ley específica.

Además, el artículo 25 de la Carta Orgánica del Banco Nación, que es una entidad autárquica en el ámbito del ministerio de Hacienda, dispone que la institución no podrá conceder créditos a la Nación, provincias o municipalidades ni a los organismos o reparticiones dependientes de ellas, salvo que cuenten con garantía especial de la secretaría de Hacienda del ex ministerio de Economía (actual ministerio de Hacienda), que permita el reembolso automático del crédito.

El ministro de Hacienda, Hernán Lacunza, durante la presentación del proyecto de presupuesto en el Congreso Nacional (FOTO: JUAN VARGAS)

El ministro de Hacienda, Hernán Lacunza, durante la presentación del proyecto de presupuesto en el Congreso Nacional (FOTO: JUAN VARGAS)

Para justificar el otorgamiento del préstamo del Banco Nación al Tesoro, el Gobierno advirtió en el texto de la resolución que el Órgano Coordinador de los Sistemas de Administración Financiera puede dar garantías especiales al banco cuando se trata de deudas con el Estado Nacional que se aplican al “financiamiento de gastos de capital o amortización de deudas”. Y también cuando el saldo no exceda 30 % de los depósitos del sector público nacional no financiero en la entidad otorgante.

Por su parte, el Banco Nación acordó otorgar el préstamo a través de una resolución de su directorio firmada el pasado 17 de octubre. La operación se realizará con un único desembolso y tendrá un plazo de 180 días, con amortización íntegra al vencimiento.

Con todo, el Banco Nación tendrá una opción de cancelación anticipada, en forma total o parcial, a partir de los 30 días corridos de otorgado el préstamo, mediante débito en la cuenta de la secretaría de Hacienda o de la Tesorería General de la Nación. Los intereses se pagarán trimestralmente —el primer vencimiento a los 90 días a partir del desembolso de los fondos— en base a la tasa de Interés Badlar, publicada diariamente por el Banco Central.

Seguir leyendo

Tendencias